Ezequiel Negrete, 1902 - 1961

Ezequiel Negrete Lira nació el 10 de abril de 1902 en la Ciudad de México. Fue profesor, grabador, escultor y pintor paisajista, considerado hasta cierto punto naïf. También fue miembro del grupo autodenominado ¡30-30!.

Estudió en la Escuela Nacional de Bellas Artes (Antigua Academia de San Carlos) donde tuvo como maestros a Germán Gedovius y Leandro Izaguirre, posteriormente se integró a la Escuela de Pintura al Aire Libre de Churubusco, ahí comenzó a trabajar como profesor y ayudante del director de la escuela filial de Xochimilco en 1925. En dicha Escuela participó con algunas pinturas en las exposiciones que se organizaban y al año siguiente, realizó sus primeros grabados. La temática de su obra está inspirada en el ambiente campirano y lacustre de esa zona.

En julio de 1928 se formó el grupo ¡30-30! o treintatreintistas, como ellos se autoproclamaron, en alusión a las carabinas utilizadas por los revolucionarios y porque eran 30 los pintores insurrectos, entre los que se encontraban Ramón Alva de la Canal, Gabriel Fernández Ledesma, Fernando Leal, Fermín Revueltas, Rafael Vera de Córdova, Martí Casanovas y por supuesto Ezequiel Negrete, entre otros. Con el objetivo de ser escuchados, colocaron carteles impresos en papel de china en las puertas de la Academia de San Carlos y de otros espacios del centro de la ciudad. En ellos había textos satíricos que buscaban ridiculizar a las autoridades, a sus programas de estudio y a la producción de obras de los alumnos que eran calificadas como antirrevolucionarias.

En esta época, las obras de Negrete ilustraron artículos de la revista Mexican Folkways y sus grabados aparecieron en El sembrador, revista de la Secretaría de Educación Pública dedicada a la labor del campesinado.

En la década de los treinta, se desempeñó como profesor de Dibujo y Trabajos Manuales y de Artes Plásticas en el departamento de Bellas Artes y en escuelas de educación primaria, labor que realizó durante 30 años. A partir de entonces, gestionó la organización de múltiples exposiciones de arte infantil. Incursionó en la escultura en madera, la gráfica y la pintura. Su estilo se caracterizó por un marcado carácter ingenuo y espontáneo; prefirió los temas rurales, populares y los paisajes pueblerinos.

Ezequiel Negrete murió en la Ciudad de México en 1961. Su obra ganó numerosos premios en muestras colectivas y concursos de la época y pertenece ahora a importante Colecciones privadas tales como La Colección Andrés Blaisten, el Museo Kaluz y al Museo Nacional de Arte de la Ciudad de México.