X

Luis Martínez Valencia

La vaquita, 1929

Óleo sobre tela
142.1 X 199.2 cm.
LM002

Luis Martínez, es un artista del que poco se sabe de su vida. Fue discípulo directo del maestro Alfredo Ramos Martínez, quien fue responsable de crear esta enseñanza artística fuera de la academia y que más tarde se convirtió en un proyecto nacional.  En el gran proyecto nacional de educación llamado, escuelas al aire libre, fue alumno en la segunda etapa en la escuela de Coyoacán la entonces llamada “Casa del Artista” en la calle de  Arenal #33. Siendo discípulo directo de Alfredo  Ramos Martínez.

Su obra itineró a las grandes exposiciones que se organizaron en el extranjero para mostrar lo que estos niños “prodigio” estaban realizando en México. Varias de las notas periodísticas escogieron foto de uno de sus cuadros El retrato de don Panchito, como ejemplo de esta muestra.

Es importante resaltar que tanto este cuadro La vaquita, como Niño con cabras y Los músicos son obras de gran formato, lo cual nos indica la predilección de sus maestros por su trabajo. Es importante resaltar este dato, ya que en ese momento, los materiales se les otorgaban a los alumnos gratuitamente, lienzos tan grandes, de casi tres metros cuadrados de trabajo, equivalen a  una gran cantidad de materiales que no eran baratos. Por lo que, si el artista no tenía el potencial o el talento, los maestros no hubieran accedido a darle esta oportunidad de pintar en dichas dimensiones. Luis Martínez es el único artista emergido de las escuelas al aire libre del que se conocen lienzos de gran formato.

En el libro Escuelas de Pintura al Aire Libre del Instituto Nacional de Bellas Artes editado en 1965 con un texto de Francisco Díaz de León, muestra en su portada Niño con cabras de Luis Martínez, dándole por lo tanto a este artista gran importancia dentro del proyecto, donde se le enseñaba y apoyaba a gente que no podía dedicarse el 100% de su tiempo a su producción artística. En palabras de Francisco Díaz de León:  “se sabe que a nuestras escuelas concurren mujeres, estudiantes, obreros y campesinos; gente de escasos recursos que no pueden pensar en carreras artísticas-, su pintura se vuelve realidad. Ejemplo: Ramón Cano, Luis Martínez, Jacoba Rojas, Fermín Martínez, Mardoño Magaña, Ricardo Jiménez, Feliciano Peña, Andrés Torres y Manuel Echauri”

Luis Martínez es un artista de detalles. Todos sus cuadros están llenos de elementos y tienen complejidad compositiva por la cantidad de personajes humanos y animales que la componen. En La vaquita se muestra una tierna escena de unos campesinos que cuidan con esmero a su becerra. A pesar de sus ropas con parches y evidentes roturas, los campesinos le ofrecen comida directamente en la boca al rumiante, mientras le hacen cariños en la cabeza. Pareciera que es la hora de la comida, ya que al mismo tiempo, el hombre degusta su taco y a su izquierda izquierdo vemos una familia de colibrís que alimentan a su polluelo, mientras unos pajarillos curiosos los observan desde lo alto. Es evidente el ambiente tropical del lugar entre el platanal y los mangos que rodean el lugar. A lo lejos se alcanzan a ver unas cuantas casas en medio del campo y al fondo un poblado. En el primer plano vemos una oveja entre las piedras haciéndoles compañía. Este cuadro refleja la riqueza natural y la paz que se vivía en las afueras de la ciudad de México a finales de los años veinte.

 

Renata Blaisten, 2019

Otras obras del artista