X

Gabriel Fernández Ledesma

Niña, ca. 1925

Oleo / tela
72 x 55 cm
GFL005

Desde sus inicios artísticos, Gabriel Fernández Ledesma mostró inquietud por desarrollar nuevas formas de arte ante los viejos métodos de la Academia. Alentó por ello la fundación de grupos o medios que propugnaban por la misma causa, como el Grupo ¡30 ? 30! y la revista Forma, que editó entre 1926 y 1928. En el primer número de esta publicación, a través de su artículo ?Móvil?, expresó su convencimiento de ?lograr la formación pura del arte de la patria? y que a los artistas toca ?educar al pueblo en el nuevo concepto estético ? racial (nuestra raza presente)?; lo que coincidía con las convicciones artísticas y políticas de la época. Niña, obra temprana del autor, recoge estas preocupaciones estéticas y las manifiesta en una pieza de gran calidad retratística. La pequeña de rasgos mestizos con ojos almendrados y nariz aguileña porta un vestido azul sencillo y una blusa rosa. El pintor destaca la dignidad del personaje a pesar de su corta edad, característica vinculada a la reivindicación de la raza indígena. Ella descansa sobre un enorme baúl, típico de Olinalá, Guerrero. El rebozo es también una pieza artesanal que, a juzgar por los materiales sencillos en los que está confeccionado, corresponde al uso diario. Al fondo, pende del muro un exvoto, pintura de pequeño formato generalmente realizada en lámina, que agradece a la divinidad los favores recibidos por su mecenas. En particular, el ?milagro? se ubica justo al lado del rostro de la niña, lo que le otorga un lugar preponderante. Estos tres elementos ? baúl, rebozo y exvoto -, elegidos cuidadosamente, agrupan en un fragmento de la habitación muestras de la importancia del arte popular en la revaloración y reformación del arte nacional. Más que un retrato, en esta pieza el editor de Forma imitó el discurso vernáculo y conservador del pasaje milagroso del fondo. El óleo de tonalidades brillantes y contrastantes, reúne también ejemplos de la diversidad del color en este contexto. Varios artistas de esta época estuvieron muy interesados en el arte popular y algunos forjaron importantes colecciones, como el Dr. Atl, Roberto Montenegro y Diego Rivera. En particular, Fernández Ledesma mantuvo correspondencias con las cualidades formales y conceptuales de estas manifestaciones.

Vid. Claudia Barragán, Arte moderno de México. Colección Andrés Blaisten, México, Universidad Nacional Autonóma de México, 2005.

Otras obras del artista

En Coleccion Blaisten

En Francisco Díaz de León